Descripción de un sainete en dos actos

En un primer acto de horizonte negro

hay una casa de papel y una caja de sábanas.

Unas sombras chinescas zozobran en su juego

cuando todos los trastos caen por las escaleras,

en lugar de apagar sus velas, llamar a sus viudos

los grajos y hacer cantar al teléfono de sus estragos de claves.

 

Así en un segundo, silba la tetera de sus hierbas amargas

y hierven las líneas en la noche apagada.

Así se leva el telón  mojado del teatro de papel blanco,

                                              de ese del que os hablaba]

 

y salen ya los actores de este melancólico sainete

por no regresar a la cama que no duerme

y se llevan un dedo a los labios lentamente,

así mis charcos castaños se queman

y hacen callar por fin al fuego que baila en la mesa,

ese que cierra el aplauso por la quemada casa de los lagos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Pallet

Comunicación y lugar de encuentro

FOCUS DIARIO

El enfoque de la capital

Audio-Tesoros

DESCUBRAMOS LAS MÚSICAS PERDIDAS

El silencio habla mucho

Blog de Comunicación

lozgarrido | Filología, investigación y humanidades digitales

Recursos y opinión sobre lengua y tecnología

La linterna de Diógenes

Vituperación permanente con leves intervalos de cordura.

Revista Distopía

"En un tiempo de engaño universal, decir la verdad es un acto revolucionario"

CULTURA DE MASAS

EL ENGAÑO PUEDE FUNCIONAR MIENTRAS LOS ENGAÑADOS NO SE SIENTAN COMO TALES (F. NIETZSCHE)

Pasos de tinta

Prosodia y proxemia

Clausum

Pensamientos fugaces

A %d blogueros les gusta esto: